in

Francesa corre el riesgo de ser expulsada de Canadá por robo valorado en $80

Mujer de origen francés corre el riesgo de ser expulsada de Canadá por haber robado comida con valor de 80 dólares

Jeannine Poloni, una mujer de 67 años de origen francés, corre el riesgo de ser expulsada de Canadá por haber robado 80 dólares en comida en un mercado y porque se le considera como una “gran criminal”.

Poloni llegó a Canadá en 1964. Tiene estatus de residente permanente, pero no ha hecho solicitud de ciudadanía. Trabajó toda su vida e hizo su familia en Quebec.

En 2009 fue detenida por haber robado 80 dólares de comida en un mercado y fue condenada a una pena de nueve meses de prisión con retraso.

He aquí el problema: si una persona que no es ciudadana canadiense es condenada con una pena criminal mayor a seis meses, las autoridades pueden solicitar su expulsión por considerarla como “gran criminal”.

Grito desde el corazón

Invitada a la emisión de TVA en direct.com, la hija de Jeannine Poloni, Patricia Llop, explica que su madre está totalmente afectada, pues recibió el aviso de expulsión.

“Mi madre está completamente  devastada, destruida. Sufre de depresión mayor. Habla de suicidio, llora todo el tiempo, no come. Después de 47 años, ya tiene la cultura de este país. No quiere dejarme aquí sola. Para mí, mi madre es mi única familia. Si ella se va, me quedaré sin madre”.

Cleptómana

Antes de la condena de Jeannine Poloni, la mujer tuvo un problema de cleptomanía, según indica su propia hija. Fue detenida en varias oportunidades, en el pasado, por robos. Después de su condena, diagnosticaron  que era cleptómana y siguió una terapia que no terminó.

“Mi madre está actualmente con un siquiatra, con un trabajador social que viene regularmente a la casa y con un agente de aprobación. Para mi madre resulta imposible escapar. La cleptomanía es un problema mental complejo”, dijo Patricia Llop.

El Ministerio de Inmigración no había intervenido, por lo que Jeannine Poloni compareció ante la Comisión de Inmigración y de Estatus de Refugio. Dice la joven que el abogado de la Comisión no conocía el dossier de su madre.

“Llegó, en la mañana, y había seis expedientes que estaban delante de él. Fue entonces una formalidad. No había nada que decir. Mi madre había sido expulsada. Punto final”.

¿Falta de humanidad?

El abogado de Poloni pidió que se trate el expediente de forma alternativa, lo que fue rechazado porque el dossier fue apelado.

“Es como si no se entendieran los motivos humanitarios que hay detrás de la situación de mi madre”, dijo Patricia Llop. “Lo repito: tiene un problema de salud mental. No roba por placer. Es un impulso. Un problema de obsesiva compulsiva”.

Llop pidió por ahora que el ministro de Ciudadanía e Inmigración, Jason Kenney, utilice su poder discrecional para permitir que su madre permanezca en el país.

Foto:  captura de pantalla – TVA Nouvelles

Senador Boisvenu: "cada asesino debería tener derecho a una cuerda en su celda"

Demandan al senador Pierre-Hughes Boisvenu por presunta incitación al suicidio

New Jersey Devils contra los Canadiens de Montreal

Los Canadiens caen en New Jersey y parecen decirle adiós a los playoffs