in

“Prueben que están con nosotros”, clama Zelensky desde algún lugar de Ucrania

discurso zelensky
Foto vía CNN

El presidente Zelensky, que viene demostrando gran coraje en enfrentar a los invasores, ha estado enviando mensajes de auxilio a Occidente. Ayer pidió la entrada exprés de Ucrania a la Unión Europea; y hoy ha dicho al mundo democrático que prueben que están con ellos.

Canadá, haciéndose eco del pedido de las Naciones Unidas a sus miembros, donará 100 millones de dólares en ayuda humanitaria para la devastada Ucrania.

El objetivo de las Naciones Unidas es de reunir 1,7 millardos de dólares que deben transformarse en comida, alojamiento y vestimenta tanto para los que se han refugiado en los países vecinos, como para la inmensa mayoría que ha quedado dentro de Ucrania.

La amplitud de la crisis humanitaria creada por la invasión rusa tiende a recrudecerse con el paso del tiempo. Naciones Unidas estima que unos 12 millones de ucranianos al interior de su país y unos 4 millones de refugiados, tendrán necesidad de un apoyo humanitario.

Ayer en el mundo occidental se aprobaron nuevas sanciones económicas y financieras contra Rusia. Las consecuencias de esas medidas se están notando al interior de ese país. Se habla de un descontento de la población rusa, como también de los llamados jerarcas que han venido brindando apoyo a Putin.

Incluso se llegaba a especular con la posibilidad que el líder, aparentemente poderoso, pudiese ser removido de su cargo. Para muestra, la televisión pasaba una imagen hilarante. Putin, reunido con unos colaboradores, estaba sentado en la cabecera de una mesa, extremadamente larga, y en el otro extremo el grupo de sus contertulios, totalmente apartados de él. Algunos dicen que ya está temiendo hasta de su sombra.

Sin embargo, Putin ya antes había puesto en alerta al personal de todos los dispositivos nucleares, como una amenaza más de lo que estaría dispuesto a hacer; y al mismo tiempo, su respuesta a la breve negociación que ayer tuvieron las partes beligerantes ha reforzado su ofensiva; y hoy una larga fila de tropas y tanques avanzaba hacia Kiev, para intentar someterlo. Hoy podría ser una noche terrible en la capital ucraniana.

El presidente Zelensky, que viene demostrando gran coraje en enfrentar a los invasores, ha estado enviando mensajes de auxilio a Occidente. Ayer pidió la entrada exprés de Ucrania a la Unión Europea; y hoy ha dicho al mundo democrático que prueben que están con ellos.

¿Acaso a nuestras democracias les falta un poco de autoritarismo?

Quebec presentará un calendario para eliminar el requisito del uso de máscara